Se fueron del chalet y dejaron allí abandonadas a la chow-chow Sofi y a su hermana

Sofi es una chow-chow, aunque tras el maltrato sufrido cueste creerlo. Apareció medio muerta, tirada en una casa abandonada. Era incapaz de levantarse, estaba deshidratada, con la cara llena de pus y costras y la piel en muy malas condiciones… “hubiera muerto en cuestión de horas”, cuentan en la protectora de Talavera que la recogió.

 
 
 
 

Todo para tu mascota

  • PetsLoverIn S.L.
  • Copyright 2018